Los ayuntamientos de Huelva, Isla Cristina y Aljaraque aumentan su deuda con los bancos

caño del cepo isla cristinaEl endeudamiento financiero se reduce en 46 municipios onubenses, aunque la cifra global crece por Huelva, Isla Cristina y Aljaraque. La Diputación reduce su débito bancario un 10,7%.

Javier Ronchel: Los ayuntamientos de la provincia de Huelva han dado un nuevo paso atrás. Lejos de mejorar su nivel de endeudamiento con las entidades financieras, dieron el cierre al año 2015 con un incremento del 7,3%, de más de 35,8 millones, elevando el listón a 529,4 millones de euros, el montante más alto tras el tope alcanzado en 2013 con las sucesivas entradas en los planes de pago a proveedores del Gobierno.

Los datos publicados hace unos días por el Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas no dejan en buen lugar a la Administración Local onubense. El dato general deja la deuda viva de los municipios -la que se debe a los bancos- en una de las medias más altas de la comunidad andaluza: 1.018,1 euros por habitante.

Cierto es que el comportamiento mayoritario en la provincia ha sido más positivo de lo que deja entrever el dato global, marcado, sobre todo, por los incrementos sufridos en la deuda de tres grandes ayuntamientos: Huelva, Isla Cristina y Aljaraque. En el resto, cabe destacar que en 46 de los 79 municipios de la provincia (casi el 60%) se reduce de distinta forma, y, mejor aún, en 18, más de una quinta parte del total, hay deuda cero.

De esta forma, la explicación del retroceso se encuentra directamente en las variaciones experimentadas en las cuentas financieras municipales, sobre todo, de la capital, con un aumento de 37,98 millones de euros. A éste se suman otros incrementos significativos en términos absolutos, en Isla Cristina, de 7,32 millones, y en Aljaraque, de 1,95 millones.

El Ministerio de Hacienda recopila los datos de la deuda financiera de las administraciones locales únicamente a partir del año 2008, desde cuando se observa un incremento parejo a la llegada de la crisis.

El mayor salto experimentado por el endeudamiento bancario, sin embargo, se dio en 2012, con la entrada en vigor del primer Plan de Pago a Proveedores planteado por el Gobierno de Rajoy a los ayuntamientos. Los que se acogieron tuvieron que pedir nuevos préstamos para atender a acreedores privados, lo que hizo que la deuda viva se disparase en la mayoría de los casos y en el global.

En cualquier caso, el análisis del endeudamiento financiero se debe tomar con las reservas lógicas de que supone sólo una parte del débito de un Ayuntamiento. Quedan al margen las deudas comerciales pendientes con las empresas privadas -por mucho plan de pago sucesivo al que se acoja-, los concursos de acreedores de sociedades municipales que afectan a más de un ayuntamiento y, sobre todo, las deudas con la Tesorería de la Seguridad Social y la propia Hacienda que asfixian a otros tantos. Esa suma total sí terminaría de dar una radiografía más exacta del estado de emergencia que se vive en algunos municipios.

Pero en cualquier caso, lo que se debe a los bancos bien vale como muestra, ya que la ley actual, además, marca que es un pago prioritario en caso de que se genere superávit, siguiendo la imposición del Gobierno de que se saneen las cuentas de la Administración Local, a la que se ha puesto en el ojo del huracán de la recesión.

Vale que haya tres ayuntamientos que se salgan del guión y que justifiquen en gran medida ese incremento general de la deuda. Se debe valorar también el gran número de municipios con deuda cero y las amortizaciones mayoritarias en la provincia. Pero la realidad marca que hay una docena de ayuntamientos que tienen una deuda viva por habitante superior a los mil euros; barrera simbólica y preocupante a la vez. Es lo que hace que la media provincial se dispare precisamente hasta los 1.018,1 euros por persona.

Como dato significativo, el de La Nava, municipio serrano de solo 289 habitantes, según los datos del último padrón de 2015, uno de los diez más pequeños de la provincia, que tiene más de un millón de deuda bancaria que deja 3.650,5 euros por vecino.

Lo de Valverde del Camino es otra cosa. En el último año logró reducir su débito en 1,7 millones (-4,7%), aunque se mantiene a la cabeza también, con 2.802,6 euros de deuda viva por habitante.

Más lejos quedan otros ayuntamientos grandes endeudados, como Ayamonte (1.721,2 euros) y Almonte (1.610,3), a los que sigue Aroche, con 1.604,5 euros.

La capital es el sexto ayuntamiento onubense en deuda bancaria por habitante, con 1.507,8 euros, aunque es el primero en cantidad total: 220,6 millones de euros. Con esta cantidad casi duplica la deuda que mantiene la Diputación de Huelva, de 125,8 millones, y se queda por encima de capitales andaluzas como Almería (103,5 millones) y Cádiz (197,2 millones) y de una gran ciudad de población similar como Dos Hermanas (3,9 millones).

La entrada en el primer Plan de Pago a Proveedores en 2012 hizo que la deuda bancaria se elevara de 85,3 millones a 150,5, primero, y posteriormente, con el segundo, en 2013, hasta los 206,7 millones de euros. Ahora, en el último año, se ha incrementado un 20,8%, hasta los 220,6 millones.

Todo lo contrario ha ocurrido en la Diputación. La deuda viva se cerró el 31 de diciembre pasado en 125,8 millones de euros, más de 15 millones menos que el año anterior, lo que supone una rebaja del 10,7%, la mayor realizada por la institución supramunicipal.

Los esfuerzos realizados para reducir la deuda financiera han permitido que se encadenen tres años de reducción consecutivos, desde que se llegara en 2012 a un máximo de 163,9 millones de euros. Desde entonces, el endeudamiento bancario se ha rebajado en casi una cuarta parte, en más de 38 millones (-23,2%).

En el lado positivo de la estadística quedan los 18 ayuntamientos con deuda cero. Destaca Palos de la Frontera, como municipio de mayor tamaño entre ellos, y Zufre, que liquidó en 2015 los préstamos que mantenía. Además, hay otros cuatro que tienen una deuda por habitante inferior a 120 euros: Corteconcepción, Jabugo, Rociana y Villanueva de los Castillejos.

Artículos relacionados

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.