El puerto de Isla Cristina se beneficiará de los 4,1 millones para obras de la Junta

felipe-lopezLa Junta reactiva obras de infraestructuras con cerca de 290 millones, que generará 3.000 empleos

La Junta ha reactivado proyectos de infraestructuras viarias y de transporte en toda la comunidad con una inversión cercana a los 290 millones de euros y una generación prevista de más de 3.000 empleos, tanto directos como indirectos, de forma que el consejero de Fomento y Vivienda, Felipe López, ha informado al Consejo de Gobierno de las intervenciones viarias, ferroviarias y portuarias iniciadas, así como de otros procedimientos de licitación y contratación que se están materializando en 2016.

La reactivación de las obras, bajo criterios de vertebración y cohesión social, retorno socio-económico de la inversión y beneficios medioambientales, prioriza aquellas que fueron suspendidas por falta de financiación durante los años de la crisis y que se encontraban en un avanzado estado de ejecución.

Las inversiones retomadas cuentan con el apoyo financiero del Fondo Europeo de Desarrollo Rural (Feder), cuyo nuevo programa operativo 2014-2020 concede protagonismo a las infraestructuras que mejoran la conectividad con la Red Transeuropea de Transportes. Del mismo modo, Fomento y Vivienda ha incluido en la programación proyectos de mejora de accesibilidad entre comarcas y de refuerzo de las condiciones de seguridad vial.

El consejero ha explicado que la mayor parte de la financiación consignada, 185,5 millones de euros, corresponde al ámbito de las infraestructuras viarias y se destina a la reanudación de diez proyectos que permitirán abrir al tráfico 44 nuevos kilómetros de la red autonómica de carreteras.

Se incluyen en este capítulo la duplicación de la carretera A-392 entre Alcalá de Guadaíra y Dos Hermanas, en el área metropolitana de Sevilla; el desdoblamiento del segundo tramo de la carretera Vera-Garrucha (A-1200), en Almería; las variantes Sur de Berja y Roquetas de Mar (Almería), Lucena (Córdoba), Moraleda de Zafayona (Granada) y Este de Arriate (Málaga); la Ronda Urbana Sur de Mairena del Aljarafe (Sevilla); el puente nuevo sobre el río Genil en Huétor Tájar (Granada); el tramo de enlace de la Concepción-El Cucador de la Autovía del Almanzora (A-334), en la provincia de Almería; y los nuevos accesos a la aldea de El Rocío (Huelva), cuyas obras comenzarán antes de final de año.

Junto con estas intervenciones de mejora de la accesibilidad, se han puesto en marcha otras de movilidad sostenible en ciudades y áreas metropolitanas, como las relacionadas con las vías ciclistas (9,5 millones), entre ellas la pasarela ciclista de Sevilla o un tramo de vía entre Garrucha y Vera; y mejora de la seguridad vial (35,3 millones), entre ellas actuaciones en Belalcázar, Puerto de la Mora, variante de Quesada, autovía del Olivar en el tramo entre Martos y Torredonjimeno, en Dalías o en Cuevas del Almanzora.

METROS Y TRANVÍAS

En cuanto a las infraestructuras ferroviarias, con un presupuesto global superior a los 97 millones de euros, destacan las obras del ramal ferroviario entre Vadollano y Linares, que se encontraban en un 81 por ciento de su ejecución en el momento de la paralización de las obras. La finalización de este proyecto supondrá una inversión de 30 millones y contribuirá a impulsar la actividad del parque industrial linarense.

En trámite para licitación y futura adjudicación se hallan otros contratos de envergadura, como el del servicio de operaciones del metro de Granada, que permitirá su próxima puesta en funcionamiento; la terminación de las obras del de Málaga en el tramo Renfe-Guadalmedina, y el Tren Tranvía de la Bahía de Cádiz, proyecto cuya finalización se prevé para marzo del próximo año.

Finalmente, en el ámbito portuario se incluye una inversión de 4,1 millones para obras en materia logística, integración urbana e intermodalidad del transporte de mercancías. Destacan las que se llevaran a cabo en los puertos de Rota (Cádiz), Isla Cristina (Huelva) y Caleta de Vélez (Málaga), o en el Área Logística de Córdoba.

Todas las obras reiniciadas se enmarcan en el nuevo Plan de Infraestructuras para la Sostenibilidad del Transporte 2020 (Pista 2020), que será aprobado antes de final de año. Actualmente, tras superar el periodo de alegaciones, se encuentra en fase de reformulación. El documento pondrá fin a la planificación iniciada en 2007 y dará cobertura, de acuerdo con los fondos Feder, a una reorientación más centrada en la movilidad sostenible. La inversión prevista asciende inicialmente a 1.300 millones de euros.

En ese sentido, ha precisado que las obras son licitadas a lo largo de 2016 y la finalización de esas obras se producirá en su mayor parte en 2017.

Sobre el Pista, el consejero reconoce, tras las críticas vertidas por el sector y los constructores, que las cantidades contenidas en este plan son “insuficientes”, pero aboga por “un acercamiento pedagógico”, frente a las críticas del PP, “que echa una mano al cuello al tiempo que enumera una retahíla de cosas que son imposibles poder abordar si no queremos ser insumisos con las cuentas y el sistema de financiación”.

“Los recursos siempre van a ser escasos y los objetivos siempre son ambiciosos y tenemos que hacer conjunción nacional de recursos con objetivos”, ha aseverado.

En ese sentido, apuesta por favorecer alternativas, reiterando su petición de que “las inversiones dedicadas a infraestructuras consideradas esenciales no computen en el déficit”, algo que se planteó en 2009 y que la última vez que se planteó fue hace poco por parte del italiano Matteo Renzi en nombre de los socialdemocrátas europeos.

Asimismo, insta al Gobierno central a “invertir con equilibrio y equidad”, criticando que se han producido “asimetrías en la asignación de los fondos” entre las diferentes zonas geográficas, así como “una insuficiencia de recursos” procedentes del Gobierno central.

INVERSIONES PARA 2017

Sobre las previsiones para 2017, el consejero, quien ha recordado que de 2014 a 2016 “el presupuesto en infraestructuras e inversiones ha ido creciendo modestamente”, por lo que espera que el presupuesto para 2017 en materia de infraestructuras tenga también un crecimiento, aunque ha recordado que las cuentas “no están cerradas y no están elaborados”.

Se ha mostrado convencido, no obstante, de que “los objetivos serán integrados y respondidos adecuadamente”, aunque reconoce que “seguramente no va a crecer lo que a mí me gustaría”, aunque espera que “se mantendrá lo programado” y será un presupuesto superior a 2016, en el que se priorizará las inversiones para concluir las infraestructuras que estaban empezadas”, apostando por “el sentido común para sacar rentabilidad social a asuntos que estaban a medio hacer”.

“Espero tener algunos recursos más para el próximo año y asignarlos con la máxima racionalidad posible”, ha indicado López.

Sobre el Plan Andaluz de la Bicicleta, López ha precisado que éste contempla 15 millones de euros de inversión, recordando que el plan se planteó en 2014, antes de la envolvente de fondos Feder aprobada. Así, ha explicado que “en el período anterior 2007-2013 había 1.500 millones de euros de inversión para la Consejería de Fomento”, unos recursos que descendieron en el siguiente marco.

No obstante, el consejero asegura que “seguimos avanzando en el Plan de Bicicleta, al que no hemos renunciado”, de manera que “hay que alcanzar el objetivo, y veremos cómo podemos hacerlo, y aunque no tengamos fondos comunitarios suficientes, veremos si lo podemos hacer por fondos autofinanciados”, con el objetivo de conseguir que “el diez por ciento de movimientos se pueda hacer en bicicleta”, algo que ya se ha conseguido en sitios como Sevilla.

Artículos relacionados

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.